Ayuntamiento de Huete

Portal informativo y promotor del desarrollo de los pueblos de la Alcarria conquense
Quiénes somos      Contacta    

logo Alcarria conquense

             huellashuellashuellasTras las huellas de una Alcarria por descubrir, la conquense




siguenos
facebooktwitterInstagramcontactayoutube

VISITAS RECOMENDADAS

publi mina Condenada

MEDIOS LOCALES










CEDER Alcarria conquense
Alcarria conquense pueblos Alcarria

turismo Alcarria

sanidad alcarria

educación

servicios sociales


Lavandaña

noticias


listado
23
octubre
2017

EMPRESAS Y DESARROLLO

Los artesanos alimentarios de la Alcarria conquense abogan por un futuro trabajando unidos y de la mano de las administraciones

En el marco de la ‘I Feria Gastronómica Gourmet de la Tierra de Huete’, cuatro emprendedoras lanzaron sus mensajes de esperanza y motivación para aquellos que quieran seguir sus pasos en el ámbito rural

A ellas y al resto de los gastrónomos presentes en el evento, les unen los productos autóctonos de calidad y mundialmente reconocidos y el valor añadido del componente emocional al recuperar parte de su identidad

Feria Gastronomía Huete

Cuatro emprendedoras de la Alcarria conquense explicaron sus proyectos en el marco de la Feria Gastronómica.

Mónica Raspal Jorquera (enviada especial a Huete)

Para sacar adelante un proyecto empresarial, por pequeño que sea, no solo hay que tener una idea, sino la convicción clara de que es posible desarrollarla y el arrojo para afrontar y vencer los retos que surjan en el camino. No les ha faltado ninguna de estas cualidades apuntadas por Leandro Romero, presidente de la Fundación Huete Futuro, a las cuatro emprendedoras de la Alcarria conquense que expusieron sus proyectos durante un taller incluido en la ‘I Feria Gastronómica Gourmet de la Tierra de Huete’, coincidiendo todas ellas en su satisfacción personal con el proceso y en que, pese a las dificultades, les ha merecido la pena. Las cuatro han sabido convertir las debilidades de la zona en fortalezas buscando la adaptación y el equilibrio. Como esos olivos que sobreviven pese a las condiciones climatológicas desfavorables y que precisamente gracias a ellas producen un aceite único; o ese lavandín —híbrido del espliego y la lavanda— que despliega su gama de morados en unas tierras agrestres, duras y sobrias; o esos dulces que miran al pasado reclamando su espacio en un mercado saturado de productos industriales; o esa miel sin conservantes ni aditivos que aprovecha la variedad de plantas aromáticas de la zona para enriquecer su sabor.

Vídeo promocional de la Feria Gastronómica con información de todos sus participantes.

Lanzando un alentador mensaje de esperanza y motivación para aquellos que quieran seguir sus pasos en cualquier sector del ámbito rural, abogaron también por un futuro trabajando juntos, yendo de la mano artesanos y administraciones para darse a conocer en otras comunidades y mercados. Así lo defendió Mercedes de Loro, creadora junto a Maite Bermejo de la empresa Lavandaña, que desde abril de 2015 elabora y comercializa productos artesanales derivados del lavandín cultivado por el agricultor Pedro Corpa en tierras de Huete. Aunque la esencia de esta planta es muy apreciada en cosmética, quisieron "romper esquemas e ir más allá" fabricando los primeros licor y crema de lavanda que existen en España y casi en el mundo, pues solo conocen uno francés y “muy diferente”, alejado del equilibro entre olor y sabor que su bebida ha conseguido. Sin ningún tipo de ayuda económica pero con el apoyo fundamental de familia y amigos, De Loro incidió en que el camino ha sido y sigue siendo complicado pero también en que cada dificultad las hace más fuertes y que siguen creyendo en un futuro tanto individual como conjunto. Así, mantienen la ilusión de algún día contar con <>sus propias instalaciones para destilar la lavanda en Huete y fabricar allí sus productos, algo que les haría ser más competitivas.

Feria Gastronomía Huete

Mercedes de Loro (de rojo) y Maite Bermejo (de negro) junto a las autoridades en el stand de Lavandaña.

En la misma línea, Marina Olarte, apicultora e impulsora optense del negocio familiar Miel Pósito Real, explicó cómo desde que en julio de 2015 asentaron en el campo las primeras colmenas siempre han dado pequeños pasos adelante, lo que para ella supone un cien por cien de recompensa. Gracias a unas ayudas para jóvenes agricultores y a que contaba con las instalaciones idóneas —tanto los terrenos como el antiguo pósito del siglo XVII donde realiza la extracción, el envasado y la venta—, hace tres años se lanzó a la aventura de instalar 450 colmenas modelo Layens que en esta última cosecha ya han producido miel de romero y multifloral, un alimento medicinal totalmente natural al que no añaden ningún componente, es "sencillamente miel". Ahora, su tienda en la ciudad es paso obligado de adictos a este dulce y turistas que quieren conocer este “emblemático” edificio de la época de los Austrias cuya arquitectura de sillería ofrece las condiciones idóneas para el tratamiento y conservación del producto.

Feria Gastronomía Huete

La apicultora Marina Olarte junto a su padre Manuel.

Y es que para Sonia Pastor, una de las propietarias de Olivares de Altomira en Vellisca, cuando las cosas están bien hechas no tienen más remedio que triunfar, aunque no sea fácil. Pastor narró que ella y sus cinco hermanos sintieron hace unos años la necesidad de "saldar la deuda" que tenían con su tierra y el patrimonio agrícola familiar y decidieron recuperar los olivos abandonados en los años 60 con el éxodo rural. A esta romántica idea que comenzaron a hacer realidad en 2011 se sumaron otros vecinos del pueblo que les cedieron sus árboles, empezando a producir solo un año después. La segunda fase pasó por convertir las aceitunas de la variedad verdeja o castellana —cuyo 90% de la producción está en la Alcarria—, en ese aceite con Denominación de Origen protegida que reúne en equilibrio las mejores características de todos los aceites de España y, además, en cultivo ecológico, por lo que no tuvieron que hacer reconversión. En sintonía con su filosofía de “hacer lo viejo nuevo”, compraron y rehabilitaron una antigua fábrica de orujos que llevaba 30 años inutilizada para ubicar en ella una almazara que empezó a funcionar en diciembre de 2016. Aunque todos están muy ilusionados, la emprendedora señaló que con eso no basta pues necesitan ayudas económicas de las administraciones para seguir adelante.

Feria Gastronomía Huete

Sonia Pastor, de Olivares de Altomira, en Vellisca.

Pese a todo, África Aparicio, creadora de la empresa de bollería artesanal ArteSanas, animó a cualquiera que tenga una idea a seguir tras ella y no abandonarla por miedo, incluso si cree que es algo que ya existe en el mercado, pues siempre hay opciones dándole un valor añadido que la convierta en auténtica. Es lo que ella hizo un buen día tras pasar dos años en el paro. Sin haber cocinado nunca una magdalena y a iniciativa de su hermana, se embarcó en la tarea de recuperar las recetas de su madre, rescatando así la sabiduría de esos antepasados que sabían hacer de todo y trayendo al presente los sabores de ayer. Sus premisas eran claras: productos autóctonos de calidad frente a un mercado saturado de bollería industrial con grasas y conservantes, es decir, ArteSanas en toda la extensión de la palabra. Comenzó elaborando sus dulces con maquinaria de segunda mano en un pequeño taller del Vivero de Empresas de la Diputación de Cuenca y yendo por las tiendas de la capital para abrirse un hueco que al principio era pequeño pero que cuatro años después es mayoritario. Aparicio, que sueña con poder producir algún día en su pueblo, Mazarulleque, señaló que se trata de un reto diario que la ayuda a crecer y que los días grises se disipan cuando un cliente le dice que su bollería le recuerda a la que hacía su abuela. Entonces la felicidad es compartida.

Feria Gastronomía Huete

África Aparicio (de blanco) junto a su puesto de bollería artesanal‎.

Porque si algo tienen también en común estas cuatro mujeres y el resto de artesanos alimentarios con más trayectoria que estuvieron presentes en la Feria —Quesos Opta y La Ermita, Tahona La Golondrina, Zarajos Goyo y Pago Calzadilla— es el valor añadido del componente emocional, el sentimiento de estar rescatando parte de sus señas identidad, tal y como señaló el concejal optense Francisco Doménech. Por ello, todas se mostraron a favor de unirse para llegar más lejos con el potencial de contar con productos autóctonos de la tierra mundialmente reconocidos que permiten elaborar un “menú completo”. En este sentido, el alcalde de Huete, Fernando Romero, abogó por dar continuidad a esta feria y Vicente Caballero, presidente del Grupo de Acción Local CEDER-Alcarria conquense —entidad que respaldó económicamente el evento junto con el Ayuntamiento optense y la Fundación Huete Futuro— pidió que se abriese a toda la comarca pues apuntó que, en ocasiones, “no conocemos ni nuestros propios productos” y animó a los más interesados, los artesanos, a “dar un paso adelante”. Apoyando esa posible feria comarcal, el delegado provincial de Agricultura, Joaquín Cuadrado, apostó por modificar los Planes de Desarrollo Rural (PDR) para que estos permitan respaldar la salida a otras comunidades y resaltó el valor de la producción agroganadera como base del desarrollo rural que va a permitir mantener la población en la provincia y la región, especialmente la femenina, que es mayoritaria.

Subir

mail Si quieres enviar tu opinión escribe a redaccion@alcarriaesmas.com











publi Carlos Mochales
ARQUITECTO CARLOS MOCHALES



publi Residencia Carrascosa




EL PROYECTO                ANÚNCIATE                   APOYOS                   MAPA DEL SITIO                 AVISO LEGAL

gata Alcarria   © 2014-Alcarria Es Más